May 25
2019

Talleres mecánicos de cambio de correa en Zaragoza – Vida útil de una correa de distribución

La correa de distribución es una de esas piezas que pueden causar estragos cuando comienza a deteriorarse, pero que aun así es fácil pasar por alto entre nuestras ocupaciones.

Hay varias señales de que ha llegado el momento de ir a talleres mecánicos de cambio de correa en Zaragoza, como el tiempo transcurrido desde que fue montada, el kilometraje recorrido o la existencia de ruidos y fallas mecánicas.

Sin embargo, la pregunta que muchos se hacen es como alargar la vida útil de su correa. Aunque los cambios sean generalmente cada 2 o 3 años, es cierto que estas visitas al mecánico pueden llevar un tiempo y ser inconvenientes para nuestra rutina, especialmente si tenemos una familia con niños pequeños.

Así que, ¿cómo podemos estimar cuando será nuestra próxima visita al mecánico y planificar con tiempo para evitar inconvenientes? Hay varios factores que tomar en cuenta cuando calculemos la fecha de nuestra próxima cita

Factores que influyen en la duración de la correa de distribución

  • Material de fabricación. Hoy en día, se utilizan las clásicas cadenas metálicas junto con las correas plásticas. Mientras que las primeras suelen durar más (pero ser algo más ruidosas), las segundas no harán ningún ruido mientras funcionen correctamente, pero pueden tener la mitad de vida útil.
  • El tiempo estimado por el fabricante. Cuando se coloca una correa, hay un tiempo de vida estimado que se añade, por lo que es recomendable anotar este número para marcarlo en el calendario. Si no compramos el repuesto, entonces debemos preguntarle al mecánico.
  • Manejar en la ciudad. Las exigencias de condición urbana son mayores a las que se presentan en carretera por el frenado y arranque constante, por lo que se tiene que hacer el cambio antes si es nuestro caso.
  • Temperatura. Especialmente si nuestra correa es plástica, puede deteriorarse antes por los climas extremos o cambios bruscos de temperatura.

Si bien se deben revisar las indicaciones del fabricante, el promedio de vida de una correa plástica es de 2 o 3 años, mientras que el de una metálica es de 4 a 5 años. Aparte de ello, puedes restarle algunos meses de duración según los factores mencionados.

This entry was posted in General, Motor. Bookmark the permalink.

Deja un comentario